13 nov. 2009

Herejías, pecados mortales e iglesias medievales

Un nuevo capítulo en el libro de las vergüenzas de una institución sagrada como es la iglesia católica. Y es que los dirigentes de la Iglesia en España se niegan a separar el papel de la religión de los asuntos de la gobernanza española.

Hoy el señor portavoz de los obispos, el jesuita Juan Antonio Martínez Camino ha amenazado a los dirigentes políticos en general y a los católicos en particular con que 'no darán la sagrada comunión a quien apoye, vote o promueva la ley del aborto ya que éstos estarán en pecado mortal público'. Ha utilizado calificativos como los de herejía o pecado mortal, palabras anquilosadas por si mismas que al sacarlas a la luz no hacen sino destapar las vergüenzas y atrocidades cometidas por la iglesia católica durante siglos. Me recuerda a las condenas a las mujeres acusadas de brujas, asesinadas en la pira en la plaza pública de los pueblos en la edad media, o a las amenazas por pecado mortal a los niños cuando faltábamos a misa...

Soy católico, creo en Dios y en Jesús, pero creo que el mensaje ha sido manipulado históricamente por personas incapaces, soberbias, ambiciosas y egoistas. Recuerden que la iglesia no condenó las cruzadas hasta el siglo XXI y tuvo que ser Juan Pablo II en 1992 quien admitiese que la iglesia se equivocó condenando a muerte a Galileo por su pensamiento científico... me vienen a la memoria episodios injustificables, por ejemplo, la expulsión de los habitantes de la tierra prometida tras el paso por el desierto, las incalificables acciones de los Borgia en el Vaticano o la connivencia de la iglesia española durante la Guerra Civil y la posterior dictadura franquista con los crímenes contra la humanidad...

Y es que la iglesia pierde constantemente la oportunidad de modernizarse, adaptarse a los tiempos y acercarse a la sociedad actual. Siguen condenando el uso del preservativo y ahora no paran de presionar con la ley del aborto... como institución, tienen derecho a manifestarse, pero coaccionar a los políticos que profesan la religión católica me parece amoral e inconstitucional. ¿Qué será lo siguiente? ¿Querrán intervenir en el poder judicial?

Cuan diferentes son las altas esferas de la verdadera iglesia, esas que construye escuelas en África, esa que ayuda en latinoamérica o la que da comida a los niños en la India... Cuánta incapacidad tiene que haber para hacer que un 'hombre bueno' como Vicente Ferrer tuviese que romper con la Iglesia y seguir su obra por su cuenta en la India...

Pero lo que más me duele, es que quieren apropiarse de la Religión, si no estás de acuerdo con ellos, no tienes derecho a comulgar, entrar en la iglesia o incluso creer en Dios. Si Jesús levantase la cabeza haría lo mismo que hizo con los mercaderes en el templo!!!

No hay comentarios: